Prevén que en 2018, impuntualidad de aerolíneas sea solo por clima u otras causas

El Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) estimó que a partir de abril del próximo año, estará operando bajo los estándares de puntualidad que establece la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA, por sus siglas en inglés), en donde los retrasos, será solo por cuestiones meteorológicas u otras causas no imputables a las aerolíneas.

El director del aeropuerto capitalino, Alexandro Argudín, dijo que el límite será de hasta 15 minutos de conformidad con el slots (horarios de despegue y aterrizaje) asignado, estándar con el que operaba la aviación mexicana hace 12 años, siendo Aeroméxico, la aerolínea más puntual del país y de América Latina.


“Estamos trabajando con las aerolíneas de la mano para recuperar los estándares de puntualidad que la aviación mexicana tuvo en antaño (.) Queremos incentivar que haya una competencia entre las aerolíneas para regresar a estándares de puntualidad, estamos implementando sistemas que van limitando la libertad de operación para forzarlos por las buenas o por las malas”.

Precisó que con sistemas como Slotix, el nuevo sistema de gestión de slots y el Plan de Vuelo con Slots Autorizado (PLANSA), se espera que el 60 por ciento de la impuntualidad imputable a las aerolíneas disminuya.


“Va a bajar ese 60, nos vamos a quedar en que el slots  no se opere por condiciones no imputables a las aerolíneas, es decir, cuestiones climatológicas o repercusiones de otros aeropuertos. Hay factores que nadie puede controlar”, dijo.

Cabe mencionar que como parte de la mejora en puntualidad, se espera que el próximo 18 de abril, se suba al pleno de la Cámara de Diputados la iniciativa para reformar diversas leyes en materia de aviación, entre las que destaca la compensación de por lo menos un 7.5 por ciento del costo del boleto por demoras imputables a las aerolíneas.

El diputado Miguel Ángel Salim, expuso que este porcentaje sea aplicará entre la segunda y tercera hora de demora, además de las compañías aéreas proporcionar alimentos, bebidas y otras compensaciones a los viajeros afectados.

Mientras que si el vuelo es retrasado cuatro horas, éste se cancelará y las aerolíneas reembolsarán el 25 por ciento del costo del boleto, así como darán hospedajes alimentos, descuentos, por mencionar algunos.

Para la hora uno hasta la dos de demora, se propone que las líneas aéreas nacionales ofrezcan alimentos y bebidas.

Tags

Related posts

Top